Navegación

Usuarios Conectados

· Invitados: 2

· Miembros: 0

· Total Miembros: 7
· Último Miembro: Patronico

Iniciar Sesión

Nombre de Usuario

Contraseña



¿Contraseña olvidada?
Pulsa aquí para obtener una nueva contraseña.

Mini Charla

Debes iniciar sesión para enviar un mensaje.

No se han enviado mensajes.

25 de noviembre de 2012

columna La enorme soledad de Guido Vallejos queda en evidencia cuando las niñas relatan que conversaba durante horas con ellas, hasta latearlas. Una de ellas afirma que la familia del dibujante estaba al corriente de sus visitas al prostíbulo; pues sus hijos (¿sería Gabriel o Guido jr?) es probable que conscientes de su impotencia sexual, dejaran que el veterano se entretuviera sin aquilatar el tremendo forro en que se estaba metiendo.
Sin embargo está claro que nadie escuchaba a Vallejos que en esas horas no hablaba de sexo, era demasiado timorato y cartucho a su manera, sino que de su vida, de su ciudad natal, Copiapó, del tío rico que los domingos vaciaba una bolsa de oro y contaba las monedas en presencia de sus sobrinos pobres. Eso nos contaba él cuando yo tenía 23 años.

Es probable que Vallejos les hablara de los inicios de Barrabases, y me pregunto por qué no lo hizo con sus nietos en vez de las putitas y todo el quilombo se habría evitado. Por otra parte, es probable que haya cansado con hijos y nietos con tantas repeticiones-

Nunca lo conocí tan a fondo, por eso me hago tantas preguntas.

Jamás jugó seriamente al fútbol por el problema de los pies, una
especie de pie plano al revés como me lo describió el mismo una vez. De hecho se inhibía de sacarse los calcetines en público ni en privado, ni cuando hacía el amor, por lo que supe de boca de Tati Segura su amor de tantos años, una noche en un camarín espantoso del teatro Òpera.
El amor de Vallejos terminó, contado por Tati y por él, separadamente, fue que en una función-Guido concurría casi todas las noches a verla- Tati se da un porrazo en el escenario y la pose en la que queda es tan grotesca que a Vallejos le cae la chaucha: ¿Como pude dejar a mi mujer y a la familia en un segundo plano?, dijo.. Fue una caída por partida doble; Vallejos tuvo un Eureka y Tati un despido.
¿Cómo regreso a casa Vallejos después de esa relación?
Graciela Oportot, su esposa estaba al tanto, al extremo que al ir a Europa con Vallejos le reprocha: en uno y otro lugar: “Es aquí donde “la” trajiste”.
Todo esto contado por la estupenda vedette que fue a Japón y regresó porque el público nipón era muy cochino, cosa que complació a Anita Alvarado muchos años después. Sussy Vecky también fue a mostrar sus gruesos desnudos a Tokio pero no le fue bien.
En fin Vallejos hacia el amor con Tati con los calcetines puestos y si de esto se hubiese enterado una de las putitas para chantajearlo podría haberlo utilizado como
prueba en contra del dibujante tal como Gema Bueno usó el tema
de las manchas en el cuerpo para tratar de involucrar a Jovino Novoa en algo similar hace ocho años. (Y muchos creemos que algo hubo, sino con ella, con otra).

Solo, rico e insatisfecho, Guido Vallejos que era tan asquiento y desconfiado cae en una trampa y es sentado en el banquillo con conocidos y no conocidos esposados.
Pero nadie podría culparlo vista así las cosas, pero hay un pero: Guido comenzó a frecuentar el sitio hace 20 años, o sea a los 63 años. Muy cagado estaré pero lo pensaría mucho antes de ir a un lugar de esta calaña ahora (a los 20 iba a unos espantosos). Guido lo hizo bueno y sano porque nunca fue bueno para
el trago.

Cuando le gustaban unas fotos, solía enarcar las cejas y comentar Esta bueno eso”, ah... Y cogía el lápiz las tomaba y comenzaba a diagramar a todo lo ancho y largo de dos páginas. El buen don Guido como lo llamábamos con Antonio Rojas, su
brazo derecho periodístico que jamás salió con el Chacota Club ni en las andanzas nocturnas.
Pero hay un aspectos positivo de su persona: fue generoso con sus pares,: le dio tribuna a una triada de dibujantes y fotógrafos. En lo personal, fue tan exigente hasta hacerme llorar pero me hizo ser muy ingenioso y competitivo. Cuando en una oportunidad bajaron mis honorarios-me pagaba por colaboración. fue enfático:” Lea lo que escribe en mis revistas Mario Gómez López y compare”. A no mediar esa entre la espada y la pared, nunca podría haber hecho la carrera que hice pues Mario fue uno de los reporteros top de Chile..
A fines de los setenta, me informa que vuelve al periodismo con una revista quincenal llamada Sorpresas. Al estilo Novedades. Evoco haber hecho a Paulina Nin en su casa en Kennedy, Las Condes, con sus hijos en la piscina. La animadora en bikini, entonces casada con el succionador que la dejó en la ruina, Canuto Errázuriz. La revista duró dos ediciones; estaba demodé. Ya nunca más el buen don Guido inventó una publicación y siguió haciendo Barrabases hasta 1990, luego continuaron otros.
Conversaba con el sicólogo Juan Cristóbal J. quien acaba de obtener un post grado en alimentación alternativa, o más bien dicho la tradicional porque, la que aplica en su vida es la auténtica de la naturaleza, sin los sabores idéntico al natural y esos colorantes de dudoso origen.
Me cuenta Cristóbal que Chile es uno de los países más permisivos del mundo en cuanto a no informar al consumidor cuánta tartarizan (presente en las bebidas gaseosas) puede consumir el ser humano, pues vuelve a encontrar estos elementos en otros productos. Esta comprobado que la tartrazina provoca alergias y trastornos nerviosos en los niños (insomnio y déficit atencional)
El célebre amarillo crepúsculo, está en bebidas, en algunos jugos pero también en alimentos de uso cotidiano, de manera que el acumulativo es imprevisible. ¿Conlleva al cáncer?
En un congreso mundial de biotecnología ocurrido en Concepción en marzo del año 2004, le consulte a una eminencia libanesa sobre el daño a largo plazo de los pepinos transgenéticos. La autoridad en la materia me advierte que no existe un estudio preventivo de los efectos secundarios que a largo plazo provoca, por ejemplo, el tomate, del cual ya no existe un solo fruto cien por ciento libre de invasión.
El hecho de que algunas margarines estén tan al borde de ser plástico, lo comprobé en Mulchén, ciudad natal de Luis Marino Muñoz, donde los calores y las moscas abundan para el experimento. Y efectivamente, al cabo de dos días, ni siquiera la laucha del galpón se había acercado al producto. ¿Qué nos dice esto?
Le consultaba una y potra vez a Cristóbal qué capacidad tiene nuestro organismo para soportar tanta química.
Cuando crié solo durante algunos meses a mi hija Isidora entonces de ocho meses de edad, tuve que comprar esos preparados Nestlé para guaguas. Habitualmente picaba su comida fresca pero por circunstancias que no recuerdo, adquirí un par de frasquitos. Leí en la etiqueta en la sección ingredientes saborizantes y en el menú de pollo, grasa de ave-ni siquiera la panita que contiene fierro-.
Nada tiene color ni sabor de origen, JC me sugiere además pelar la fruta, pues aun cuando las vitaminas están en la cáscara, las descargas de pesticidas que recibe son tan fuertes que ni siquiera un buen lavado las desintoxica.
Ahora es bueno saber cómo se tejen algunos de los procesos, cuyas iniciativas pueden nacer del consumidor.
Hace muchos años, formé parte del equipo de relaciones públicas de Soprole, aparecieron los primeros jugos. El de naranja era en base a pulpa traída de Fidji por cuanto era tan dulce que prescindía de mucho azúcar, lo cual abarataba los costos.
El público fue reacio al consumo, pues encontraban el líquido como claruchento. El químico de la empresa le agregó colorante; de este modo adquirió un tono bien anaranjado aunque falso. Esta vez fue una invasión a pedido del público.
Manuel González Hernández, agricultor de la zona central, me contaba que Monsanto le pagó una fortuna para que dejara de plantar sus tomates a la antigua pues podía invadir los cultivos de la transnacional de la semilla transgenética.
Ya en el año 1985, un amigo inglés, David Moses que visita Punta Arenas en febrero próximo, exportador de productos que van desde techos de vidrio de automóviles hasta zapatos, me pidió una muestra del chocolate más barato de Chile para una importación masiva a la Polonia socialista de entonces. Compitió nuestro Dos en Uno con otros países pero perdimos la opción pues era la barra con menos cacao del mundo.
Entonces en esas piñatas de cumpleaños, de todos los fines de semana en ésta época, cae una lluvia de elementos químicos nocivos al lado de los cuales el azúcar es el menos preocupante, con todos los desastres que provoca (diabetes, obesidad, dentadura dañada).
Simpáticos los hombres del carrito a la salida del colegio, pero el contenido de sus bandejas con objetos a cien y doscientos pesos constituyen una inducción a enfermedades que atacan cada vez más a una población infantil,
¿No habrá una forma de reemplazar esta cadena de caramelos que significan los cumpleaños, halloween, ahora Navidad y en verano, helados con el famoso ingrediente idéntico al natural, pero que no lo es?

Leo “Vidas secretas de grandes escritores” y caigo de mentira en mentira, aun cuando la obra diagramada en forma muy original de Robert Schnakenberg (traducción literal del alemán: monte de lombrices), trae algo de referencia cierta.
Si fuese así, llegar e inventar sobre personas fallecidas, la están dando. Por ejemplo cuando una noche en Europa, me llama Victor Hugo de la Fuente (director-editor de Le Monde Diplomatique) a comer con Francisco Coloane en plena etapá de su redescubrimiento a comienzo de los 90.
El escritor tomaba apuntes asombrado de todo lo que veía, a pesar de sus ochenta años cuando uno piensa que todo lo ha visto;, y el dialogo ocurrido durante la cena, pude haberlo inventado de punta a cabo sin que don Pancho pudiera hoy, desmentir una palabra.
Gregorio Goldenberg, un antiguo periodista chileno muy viajero encontró “por casualidad” en el Central Park a John Steibeck y en otro lugar a Truman Capote. En tiempos sin google, ¿Cómo comprobar si fue cierto o no?. Goldenberg sabía mucho sobre ellos de manera tal que los juicios emitidos en verdad o ficción, sonaban a razonables.
Pero con el jaitero del monte de lombrices, nos enteramos que Shakespeare no fue un pobre ave, como lo pintan, casi desnutrido y viviendo pellejerías, sino que un potentado que m{as encima murió borracho de plenitud. ¿Schnakenberg acaso bebióo con Willy la noche antes?,
Al pobre Lord Byron le atribuye dos muertes, primero de malaria y mas adelante victima de una sanguijuelas que le pusieroin los doctoros enn Grecia para bajarle la fiebre.. ¡Póngamonos de acuerdo, señor!.
Que Balzac en una noche devoro doce chuletas de cordero, un pato lacado, un lenguado a la normanda , dos perdices y cien ostras .¿En que panza todo eso? En la imaginación de Bob, así llamaremos al inventivo “biógrafo” de maestros de la pluma.
Que Edgard Allan Poe, el poeta y cuentista de temas siniestros, que aprendió a sumar en un cementerio donde le llevaba el profesor y sumando y restando fechas de nacimientos y decesos, un poco más y descubre la teoría de la relatividad. Dudoso, hum.
Sobre Charles Dickens, escribe que el autor de David Copperfied decía: “ Nunca reecojan algo del suelo sin guantes”. De haber existido los WC de hoy, habría hecho sus necesidades de pié. Tan asquiento era.
Gay, alcohólico al extremo de llevarse el botellón a la tina de baño, Walt Whitman merece elogios y comentarios acidos. Tampoco le iba mal a Mark Twain, a quien celebra por haber sido uno de los primeros en salir del closet.
El ruso Leon Tolstoi una mezcla de genio y perversión: Cuando se casa viejo con una lola de 18, la obliga a leer su diario de vida donde cuenta todas sus aventuras eróticas. La mujer en su primera noche de bodas aprende las maldades de su marido en un santiamén, La cosa, naturalmente termina mal.
Nikola Tesla el que hizo famoso a Thomas Edison por no patentar sus inventos que luego le birla su contemporáneo, amigo de Mark Twain (su apodo significa dos brazas de profundidad) cuyo ingenio fue mas allá de Tom Sawyer. Mark Inventó los adhesivos. Si, los mismos stickers que tanto gustan a los niños. Además ,unos calzoncillos ajustables y una maquina de fotocomposición que no funcionaba.
Es tan bajo el rating del reality Argandoña que nadie sabe si lo pasan o no. Va en 7 puntos (partió con 13)
Vale Roth sigue re inventándose, ahora revela sus amores con futbolistas.
Con Jadue, Sampaoli sabrá lo que es bueno.
Dos millones le cuestan los medicamentos anti cáncer a Recarte. ¿Comprenden por qué esta en la farándula?
Larry Hagman el rey de Dallas muere a los 71 años, el torpe de Labruna niega lo indesmentible con el famoso choque, la filmación echa por tierra su versión y lo deja como mentiroso.
Buena la idea de Manfred Svenson de eliminar feriados y alargar vacaciones. Los primeros interrumpen jornadas laborales o lo que sea, y realmente las vacaciones en Chile son cortas. Deben ser tres semanas en verano y al menos una en invierno.
La Cato llegó hasta el jueves nomàs, ¿Qué haremos hasta febrero?
Alcalde Boccazzi habemus, ¿pega mantendremus?
Orates frates, el párroco cayó al wáter, ¿oremos o lo sacaremos?
Bendiciones a todos los lectores y a los no creyentes, que el oriente eterno no los acoja aun.
El presupuesto de la nación estuvo en jaque pues Andreita Molina y Pato Melero veìan Noches de tormenta, un film, mientras el debate estaba en las brasas. Una lata porque la diputada es bien laboriosa.

Comentarios

No se han publicado comentarios.

Enviar Comentario

Debes iniciar sesión para publicar un comentario.

Valoraciones

La valoración sólo está disponible para miembros.

Inicia sesión o regístrate para poder votar.

No se han enviado valoraciones.
Tiempo de generación: 0.01 segundos
4,720,089 Visitas únicas